Pan de muerto

DSC-0072

Hoy escribo con mucho respeto esta receta, lo hago con mucho cariño y admiración a la cultura mexicana y sus tradiciones; el día de los muertos los mexicanos hacen un gran banquete para sus difuntos y algo que no puede faltar en ese altar de ofrendas es el pan de muerto.

Yo siempre tuve la curiosidad de saber como era?si eran suaves o densos? los imaginaba sabor a vainilla, luego de investigar me encontré que estaban aromatizados con agua de azahar.

Luego conocí la cuenta de Lupita Chanteiro Enchilameestagorda mexicana viviendo en España, con una cuenta maravillosa donde las tradiciones de la cocina mexicana saltan a la vista. Es de ella esta receta que hoy les traigo.

Y estoy super honrada de tener esta maravilla de receta y compartirlas con ustedes, solo les adelanto que deben estar atentos a cada detalle que aquí les explico, tienen que hacerlos con mucha paciencia y amor; son tan suaves y ese sabor a naranja es tan delicado que el trabajo de amasado bien vale la pena.

Gracias Lupita, gracias por esta extraordinaria receta… ❤

Ingredientes:

  • 250 gr. Harina de trigo
  • 75 gr.  Azúcar blanca
  • 40 gr. Mantequilla (a temperatura ambiente)
  • 2 Huevos grandes
  • 100 ml. Leche tibia
  • Ralladura de  1/2 naranja
  • 5 ml de agua de azahar (pueden usar un poco mas pero no excederse de 10 ml)
  • Pizca de sal

Para el pre-fermento:

  • 40 g de harina
  • 20 g de azúcar
  • 7 g Levadura instantánea (y 14 g si usan levadura fresca)
  • 40 ml Leche tibia

Para barnizar:

  • 10 g de mantequilla derretida (aproximadamente)
  • Azúcar para espolvorear sobre el pan.
  • Brocha de cocina

Preparación:

Comenzamos con el pre-fermento, pondremos los 40 gramos de harina, 20 gramos de azúcar y la levadura en un bowl, agregamos la leche tibia y removemos bien hasta integrar todo. Dejamos reposar hasta que doble su tamaño.

Vamos con el primer amasado, para esto ponemos en la encimera o mesón (yo prefiero hacerlo en un bowl) toda la harina, el azúcar, la pizca de sal, la ralladura de la naranja, la mantequilla y agregando uno a uno los huevos, integrando todos los ingredientes.

Luego añadimos la leche y el agua de azahar. La receta original lleva 100 ml de leche,  pero ustedes deben ir viendo la leche que necesite la masa algunas veces se lleva toda la leche y otras me ha sobrado 15 o 20 mililitros. (yo nunca he añadido toda la leche, siempre me sobra).

Luego coloco la masa sobre la encimera de la cocina y sigo amasando a mano por aproximadamente 15 a 20 minutos (previamente esparce un poco de harina para que no se pegue). La masa puedes ser un tanto pegajosa al principio, luego de seguir amasando ella tomara cuerpo y obtendremos una masa homogénea, suave y que no se pega de las manos.

Una vez que veamos que la masa se despega de las manos la abrimos y agregamos el pre-fermento que para ese momento habrá crecido lo suficiente.

Después de agregar el pre-fermento  la masa se vuelve pegajosa otra vez, es aquí cuando debemos amasar y amasar hasta conseguir una masa suave y elástica.

Debemos tener paciencia con el amasado ya que este definirá la textura del pan, por ningún motivo pongan más harina a la masa, y les aconsejo ir colocando sobre la superficie donde esta amasando y así evitan excederse con la harina.

Después de amasar muy bien, agarraran un trozo de la masa y estiraren, se formara cono una tela, esto significa que la masa ya está lista para fermentar, en este punto la masa suave y brillante.

Devolvemos al bowl previamente engrasado colocamos la masa tapada con papel film a fermentar durante 1 hora aproximadamente o hasta que veamos dobla su tamaño.

Como formamos los panes?  yo corte la masa en trozos de 100 gr aproximadamente, me salieron 7 pedazos, es decir 6 bolitas para formar la base de los pancitos y con la ultima  la utilice para formar los huesitos en forma de cruz que llevan de adorno. (ustedes pueden hacer 4 o 3 panes mas grandes, si asi lo prefieren)

Para formar los panes, bolearemos la masa y colocaremos las 6 bolitas en la bandeja de horno con papel encerado. Ya listos nuestros panes, haremos las tiras que van sobre los panecitos.

Para hacer los huesitos, colocaremos sobre la tira de masa los dedos índice, medio y anular y moveremos hacía delante y hacía atrás. Esta es la técnica para formar los huesitos. (quedaran como una especie de collarcito). (tambien pueden ver algun video en youtube para que vean como hacerlos)

Lo siguiente que haremos es colocarlos sobre el pan en forma de cruz y en el centro ponemos la bolita donde se cruzan los huesos.

Puedes ayudarte con un poco de agua para que la masa se adhiera mejor.

Una vez formados los pancitos y colocados en la bandeja, taparemos con un trapo y dejaremos reposar durante 1 hora más o hasta ver que los panes han crecido otra vez.

El tiempo de fermentación va a depender del clima donde te encuentres,  muchas veces se tarda meno y otras veces puede ser más de 1 hora.

Una vez que los panes ya hayan doblado su tamaño los hornearemos a 150ºC durante 20 minutos aproximadamente.(esto dependerá de su horno)

Los panes de muertos estarán listos cuando tomen un color dorado.  Mi consejo es que los horneen a temperaturas bajas porque muchas veces puede que estén dorados por fuera, pero aun crudos por dentro.

Cuando estén listos, sacamos del horno, llevamos a enfriar sobre la rejilla y barnizamos de mantequilla y espolvoreamos con azúcar.

DSC-0100 (1)

Solo me queda decirles que este pan es tan delicado, esponjoso y esa mezcla de naranja les da un toque maravilloso. A mi me recuerdan al pan piñita de las panaderias en Venezuela, también me encanta el olor que invade la casa mientras se están horneando.

Este es uno de los post mas largos que he hecho hasta ahora, pero estoy feliz con el resultado de esta maravilla de pan de muerto.

#SpooktacularTastyPomalaca Hoy el ranking de Mr. Pomalaca es 5 estrellas 😀 wiiiiiiiii.

Hoy les mando todo el Amor y el sabor que necesiten para esta receta… y si de casualidad tiene un angelito allá arriba cuidándolos 😀 ofrezcan este pancito a ellos ❤ .

Tatiana